valencià

El Tirisiti

Es un teatro de títeres, los personajes del cual se manejan con unas varillas que se accionan desde los bajos de un escenario, y donde el protagonista principal -que da nombre a estas singulares funciones- es el eje de una historia que mezcla el nacimiento de Dios, las fiestas de Moros y Cristianos, la llegada de los Reyes Magos y otras disparatadas escenas que hacen las delicias de mayores y niños. 

El público se cuenta por miles y la demanda siempre supera la oferta de la Navidad anterior, obligando a anticipar las representaciones hasta los primeros días de diciembre.

Historia

Las representaciones del Betlem de Tirisiti se celebran en la ciudad de Alcoi desde hace más de cien años y son herederas, quizás casi únicas, de una larga tradición mediterránea de teatros de títere, formato pequeño y temática con elementos populares y religiosos.

Quizás, junto con otro pequeño espectáculo de títeres de Cádiz, sea el acontecimiento más singular y antiguo todavía vivos, de este formato, en España. Nos encontramos con unos elementos singulares del bagaje cultural colectivo. En el caso del Tirisiti, podemos hablar de un trasplante vigoroso desde otra época que nos acerca a la sociedad de antes y a de antes y a las generaciones que nos han precedido. Declarado Bien Inmaterial de Interés Cultural por la Generalitat Valenciana en 2002.

Técnica

En cuanto a la técnica, hay que remarcar que los títeres son del tipo denominado de pie y varilla. Esto quiere decir que los títeres, montados sobre varillas verticales, corren por el escenario por unas guías practicadas entre los diversos elementos escénicos. Los manipuladores, desde bajo y a cobijo de las miradas del público, imprimen los diversos movimientos longitudinales, transversales y oscilaciones de las figuras, y reúnen a dotarlas de una notable agilidad. Precisamente esta manipulación característica, casi desaparecida a favor otros como el hilo, el guante o el teatro negro, es uno de los factores que aportan mayor interés al Betlem, como lo es también la vocalización de los personajes mediante el uso de una lengüeta metálica, el significativo bilingüismo y el papel del narrador que estimula la participación del público. 

[ horarios ]  [ web ]

© Sollutia, soluciones para Internet
xhtml 1.1